Como cualquier civilización, la base cultural de un país está estrechamente relacionada con su ubicación. México no es la excepción, la historia gastronómica de México tiene relación con su situación geográfica.

La gran variedad de terrenos fértiles proporciona una interesante mezcla de productos frescos y propician el desarrollo de flora y fauna que se han aprovechado para integrarse a las cocinas del país y a la dieta de los mexicanos.

Aun cuando en México existe una amplia variedad de ingredientes y alimentos, hay algunos que son un sello característico de la cocina mexicana, ya sea por su sabor, la facilidad de su producción o algunos incluso por motivos culturales y religiosos, estos ingredientes han quedado estampados en la psique mexicana. Hoy te diremos los más importantes:

Maíz: es el corazón y el alma de nuestra gastronomía ya que es la base de una gran cantidad de platillos mexicanos.

Frijol: es prácticamente el hermano del maíz y se dice que está presente en el 60% de las recetas mexicanas

Chile: es imposible pensar en la comida mexicana sin pensar e el picor que este representa. En México existen una gran variedad de chiles y sus usos en la comida son infinitos.

Nopal: fueron los náhuatl quienes nos presentaron su exquisito sabor e incluso hoy en día es parte de nuestra bandera.

Aguacate: el llamado “oro verde” ha tomado fuerza comercial en los últimos años y es el regalo de México para el mundo.


[[cms:companyname]] - Comida mexicana